La postura correcta en el Lindy Hop

Resulta necesario hablar de la postura correcta en el Lindy Hop y sus muchos beneficios. Una forma ideal de comprender la postura correcta consiste en dar un salto y parar al aterrizar. Las rodillas se habrán doblado de manera natural de la forma en la que deben estar cuando bailamos. (Nota del T.: Aunque en el artículo se cita al Lindy Hop, es aplicable a otros bailes del linaje Swing)

Esta postura es deportiva y atlética antes que elegante y forzada. Está concebida para facilitar el baile, no para embellecerlo.

En comparación con los bailes de salón, que promueve un porte recto y elegante, el Lindy Hop requiere una postura deportiva y la facilidad para ejecutar saltos y otras maniobras.

La postura deportiva proporciona al Lindy Hop lo mismo que en el atletismo. Ayuda con el centro de gravedad y la movilidad, al tiempo que reduce la posibilidad de lesiones.

Postura

Cabeza

Procura mirar al frente, o a tu pareja si estás en posición abierta. Además de ser un gesto de educación, esto enderezará tu cuello y tu espalda, alineándolos. Trata de no subir la barbilla, dado que esto también inhibe la alineación.

Hombros

Los hombros necesitan estar bajos y retraídos, pero no rígidos. Necesitan mantener el frame (una cierta tensión muscular que mantiene tu postura y te permite reaccionar o guiar más efectivamente los movimientos de baile). Esto reduce la posibilidad de lesión además de ayudar con la conexión seas leader o follower. Tu centro de gravedad se verá reforzado si tus hombros se sitúan aproximadamente sobre tus rodillas.

Postura2

Brazos

Los brazos necesitan permanecer flexibles pero preparados para contraerse y reaccionar en el momento oportuno (frame). A menos que sea necesario el uso del frame los brazos deben permanecer relajados relegando el frame a los hombros. Tanto leaders como followers deben mantener una mínima tensión en los bíceps para mantener la postura correcta.

Manos

Al tomar la mano de tu pareja debes emplear un mínimo grado de tensión, principalmente en los dedos, evitando un agarre doloroso. Imagina que deseas mantener una mariposa dentro de tu mano. Los dedos estarán tensos para que no escape de tu mano, pero no tanto como para dañarla.

Torso

El torso necesita permanecer recto y estará afectado por la posición de tus hombros y tu cabeza. Esta posición proporcionará óptima capacidad pulmonar, ayudando a la respiración y la resistencia aeróbica. Puedes asegurarte de esto llenando tus pulmones con aire. Si los pulmones están llenos tu torso estará recto, solamente necesitarás mantener esta postura también cuando exhalas.

Caderas

Tus caderas deberían estar en torno a tu centro de gravedad. Tus caderas deben situarse hacia atrás cuando adquieras la postura de baile, pero permaneciendo alineadas con tu cuello y espalda. Sin esta alineación podrías crear un exceso de presión en tu espalda baja y lo compensarías automáticamente perdiendo el resto la alineación.

Puedes imaginar que tu pelvis es un cuenco de fruta, puedes cambiarlo de lugar sin que pase nada, pero si se inclina y pierde la alineación todas las frutas caerán. Si tus caderas están atrás (y tus hombros sobre las rodillas), al mantener tu torso recto este se inclinará hacia adelante para adquirir una típica postura deportiva.

Esta postura también ayudará a distribuir el peso a tus piernas de manera uniforme.

Piernas

Las piernas necesitan doblarse para ayudar con el centro de gravedad conforme este se desplaza adelante y atrás. Tu peso necesita distribuirse a partes iguales entre muslos y pantorrillas para maximizar la eficiencia y ganar tensión extra en los gemelos cuando los talones se despegan del suelo.

Rodillas

Las rodillas necesitan funcionar como muelles para compensar la inercia hacia abajo. Cuando se inicia un movimiento las rodillas deben permanecer flexionadas de manera natural, como cuando se corre una larga distancia, no como en un sprint.

Pies / Tobillos

Los tobillos necesitan actuar como amortiguadores, al igual que tus rodillas, dado que gran parte del baile se realiza sobre el metatarso del pie. Esto puede provocar inicialmente agujetas en los talones, pero a largo plazo desarrollará los músculos de tus pies y los protegerá de posibles daños.

Los pies deben abrirse a la anchura de los hombros. Además de resultar cómodo, es una posición estable que te ayuda a mantener el equilibrio al desplazarte lateralmente.

Aunque se puede analizar en profundidad la postura de baile Swing, en su mayor parte esta se produce naturalmente cuando saltas y aterrizas, miras al frente y distribuyes tu peso en tus piernas despegando los talones del suelo. Pero ante todo ¡recuerda que haces todo esto por diversión!

No es solo cuestión de estilo

Hemos examinado los fundamentos de una buena postura, algo de suma importancia para los bailarines serios de Lindy o Boogie. Obtener una buena postura deportiva nos permite ser conscientes de la manera de amortiguar nuestro movimiento y proteger nuestras articulaciones, además de ser más eficientes y estéticos bailando.

No se trata SOLAMENTE de una cuestión de estilo lo que hace que los bailarines de Swing se vean mejor cuando se doblan un poco, también ayuda, junto al bounce, a ejecutar los movimientos proyectando la energía hacia abajo, y eso diferencia al Lindy Hop de otros estilos como los bailes de salón clásicos.

Diferencias entre leaders y followers

Al estudiar los vídeos de los bailarines originales del Savoy y posteriores, se evidencia que existen diferencias reseñables en la postura de leaders y followers. Al extender esta observación a los hábitos de los bailarines profesionales, se advierte una tendencia muy similar: los leaders adquieren posturas más bajas y se doblan más que los followers con los que bailan. ¿A qué se debe esto?

Whitey's Lindy Hoppers 1937

Primero, aclaramos a qué nos referirnos cuando decimos doblarse. Somos grandes defensores de la escuela de los “hombros atrás”, lo que minimiza la hiperextensión, favorece un baile más controlado y refuerza el frame. Al hacerlo, el pecho se eleva.

De modo que cuando decimos a un alumno “¡dóblate!” no queremos decir que se encorve, queremos decir que doble las rodillas y arquee la espalda para que la cabeza siga hacia arriba, los hombros se retrasen y el pecho se eleve, y la cadera se desplace un poco hacia atrás.

Inicialmente esta postura resultará incómoda y antinatural, pero tras un tiempo será cada vez más natural, y los beneficios para el baile se harán evidentes. Además, esta postura se parece mucho más a la del Swing de antaño.

Mejor conexión

Habiendo estudiado con profesores de todo el mundo nunca hemos escuchado a uno indicar a los followers que adquieran una postura más recta. Desde el principio, el consejo ha sido adoptar la posición doblada. Sin embargo, cuando estos profesores comienzan a bailar sus posturas pasan a una más grácil y elegante con el peso bien plantado en los metatarsos del pie, lo que les proporciona mayor equilibrio y mayor capacidad para bailar eficientemente. En esencia, sus espaldas están mucho más rectas.

Hemos probado los efectos de colocar un brazo en la espalda del follower (en muchas posiciones, en cerrado, durante un swingout, en mitad de un tuck turn, etc.) y hemos descubierto que en cuanto las espaldas de los followers se enderezan la conexión aumenta dramáticamente.

Como leader, es la diferencia entre conectar con 5 o 7 cm de muñeca o con el antebrazo entero, así que imagina cuanta información lead/follow se pierde al mantener una postura ineficaz. Es muy complicado encontrar la “postura perfecta” pero recomendamos hacer pruebas hasta encontrarla. La mejora en lo que somos capaces de hacer puede ser bastante sorprendente.

Bailando desde el centro

Si los leaders adquieren una posición más baja que sus followers, el leading se vuelve mucho más claro, tanto en posición cerrada como en abierta. Al conectar nos tomamos la mano delicadamente, con los brazos relajados pero conectados al frame de los hombros, y entonces como leaders iniciamos el movimiento al desplazar nuestro centro y no tirando y dislocando los brazos de nuestro follower.

Todo nuestro movimiento direccional, sin embargo, se inicia desde las caderas. Normalmente la gente no se desplaza de manera natural desde los hombros, pies o cualquier otra parte, sino desde las caderas y su “centro”, de modo que desde ahí queremos que se mueva nuestra pareja.

Postura1

El movimiento no se iniciará desde el centro salvo que leader adquiera una posición más baja que su follower; si ambos se encontraran en el mismo plano vertical, los desplazamientos de los leaders hacia adelante o hacia atrás se trasmitirían a la parte superior del follower causándole inestabilidad; para corregir esta inestabilidad el follower tendrá que compensar empleando energía extra de sus músculos simplemente para mantenerse erguido.

La gente está en equilibrio desde su centro, de modo que empujar o tirar desde arriba o desde abajo producirá desequilibrio. Los leaders que permanezcan bajos MANTENIENDO SU FRAME Y SU POSTURA facilitan que sus followers se muevan desde las caderas.

Si estuviéramos a la misma altura que nuestros followers, como enseñan algunos profesores, nuestro centro se desplazaría a nuestros pechos, causando una sensación de inestabilidad y brusquedad que destruiría cualquier intento de bailar con gracia, simplemente porque el movimiento el follower debe iniciarlo desde las caderas, no desde el pecho que es desde donde el leader le pide moverse.

Los followers que bailan ligeramente más erguidos resultan mucho más gráciles, reaccionan antes y desarrollan mejor técnica que las que bailan más abajo. Los leaders necesitan permanecer en una postura más baja que sus followers, toda vez que esto compensa la discrepancia en la conexión, posibilitando iniciar el movimiento desde las caderas y no desde los hombros. Bailar en el mismo nivel de altura, tenderá a desequilibrar a los followers.

¿No me crees? Contempla a algunos de tus bailarines favoritos y verás como los leaders se posicionan más bajos que sus followers. O mejor aún, pruébalo tu mismo ¡y abre tu mente!

(Traducido de kingstonswing.co.uk)

Comentarios

avatar
  Suscribir  
Notificar